• Reclunautas

#RecluTips Las 6 razones ocultas que pueden afectar a las operaciones de TI

Un estudio realizado por Dimensional Research muestra que el 74 % de los profesionales de la red están de acuerdo en que los cambios en las operaciones de la red pueden provocar interrupciones o incluso cortes, y tienen la capacidad de afectar el crecimiento del negocio. Además, según un estudio de 2021, el 44 % de las organizaciones dice que el tiempo de inactividad puede costar entre 1 y 5 millones de dólares por hora en promedio. El tiempo de inactividad también afecta el rendimiento general de toda la infraestructura, ya que los dispositivos no se pueden utilizar a su máximo potencial.


Por lo tanto, la gestión eficiente de las operaciones de TI, además de ayudar a brindar excelentes servicios a los clientes, tiene un efecto mayor acelerando el crecimiento de una empresa y mejorando su reputación.


Los cuellos de botella operativos pueden estrangular fácilmente el éxito de un negocio, ya que los avances tecnológicos y la complejidad para abordar las operaciones de TI han ampliado la brecha entre las empresas que intentan llegar a fin de mes y las que obtienen un alto rendimiento de sus terminales de TI. En España el rol de TI está en un constante crecimiento, pues según el último barómetro mensual TIC Monitor, elaborado por VASS y el Centro de Predicción Económica (CEPREDE) facturación de las empresas TIC en España registró un crecimiento del 20,5% en enero de 2022 y sigue creciendo.

Para evitar problemas en las operaciones, todo equipo de administración debe estar al tanto de cada aspecto de su infraestructura para que puedan crear un plan para obtener una alta eficiencia con un menor uso de recursos. Estas son las razones ocultas detrás del rendimiento estancado de las operaciones de TI.


La Inestabilidad de la red

El crecimiento es el objetivo principal de cualquier negocio y puede exigir una expansión y actualización constante de la infraestructura de red de una organización. La incapacidad de una red para hacer frente a la mayor demanda y las necesidades de escalabilidad puede paralizar el avance de cualquier organización.


Las capacidades de la infraestructura de una organización deben ponerse al día con la tasa de crecimiento para reducir los gastos, mantener a raya la pérdida de clientes y brindar mejores servicios. Es por eso que debe asegurarse que la red sea escalable y que la herramienta de administración esté lo suficientemente equipada para abordar los patrones fluctuantes de rendimiento de manera integral.


Retraso en la resolución de errores de red

Los errores de red afectan a los administradores a diario y se consideran un asunto de suma importancia, ya que incluso un retraso de unos minutos en la resolución de un problema de red puede dejarla fuera de servicio. Tales fallas pueden convertirse fácilmente en pérdidas comerciales, aumentar la tasa de deserción de clientes y dañar la reputación de una organización.


La estrategia de gestión de fallas debe incluir un proceso para compartir datos granulares, incluido el nivel de gravedad del problema de la red, con el equipo técnico correspondiente de inmediato para que puedan identificar el origen del problema y solucionarlo. La identificación precisa de la causa de una falla también ayuda a los técnicos a tratarla correctamente y evitar arreglos apresurados.


Las tareas rudimentarias no están automatizadas

Llevar a cabo cada operación de TI de forma manual es engorroso, y algo puede salir mal fácilmente sin que uno lo sepa, ya que los humanos son falibles. Esto puede ser perjudicial para el rendimiento de su infraestructura o incluso provocar interrupciones. Además, el creciente número de dispositivos en las infraestructuras de TI y la creciente complejidad tecnológica han puesto a estas operaciones en una posición delicada.


Ante este escenario, la automatización de operaciones de TI monótonas, como reiniciar un servidor para corregir un error o actualizar los cambios de configuración, se ha convertido en una necesidad básica en el camino hacia una infraestructura libre de fallas. Según un análisis de IDC un 60% de las empresas cree que es posible o muy posible que utilicen plataformas de low-code para automatizar flujos de trabajo.


Es necesario automatizar todas las operaciones de TI posibles en la infraestructura y estar atentos a cualquier interrupción en la tarea automatizada simultáneamente, para lograr un equilibrio saludable entre la automatización y el trabajo manual.


Perder la visión a largo plazo

El tiempo de inactividad puede salir muy caro a las empresas. Un informe de Gartner reveló que cada minuto de inactividad informática cuesta a las empresas una media de 5.600 dólares por minuto.


Además, también afecta el rendimiento general de toda la infraestructura, ya que los dispositivos no se pueden usar a su máximo potencial. Sin un análisis a largo plazo, es difícil para un administrador identificar los problemas subyacentes detrás del mal funcionamiento de un dispositivo.


Un análisis regular debe formar parte de la estrategia de administración de operaciones de TI para que los técnicos de la empresa puedan recopilar detalles sobre las tendencias de rendimiento de los dispositivos y tomar medidas proactivas para evitar una acumulación de fallas. Los informes también pueden ayudarlos a mejorar la eficiencia al realizar la planificación del almacenamiento para los próximos días.


Falta de cumplimiento y control de acceso

Las brechas de seguridad se han convertido en una amenaza muy común para todas las organizaciones, independientemente de su tamaño, y son en gran medida destructivas. Múltiples técnicos, administradores y usuarios pueden estar involucrados en la gestión de las operaciones de TI, pero no todos pueden tener acceso completo a todos los datos, ya que eso podría aumentar los riesgos de seguridad. Violar los estándares de cumplimiento o no seguir el ritmo de los últimos estándares de seguridad también puede hacer que las operaciones de TI de su organización sean vulnerables a las intrusiones.


Personalizar el nivel de acceso para cada usuario según la necesidad puede ser muy útil para mantener la infraestructura de su organización intacta frente a las amenazas de seguridad. En estos días, también es vital generar informes con regularidad y alertar al administrador en cuestión al instante en caso de que se infrinja alguna regla o política.


Falta de una consola integrada

Tener múltiples herramientas para monitorear y manejar las operaciones de TI de diferentes componentes de infraestructura (redes, servidores, ancho de banda, configuraciones de red, cumplimiento, direcciones IP, firewalls y aplicaciones) puede ser bastante tedioso y causar perplejidad.


El software inconexo puede costarles tiempo y esfuerzo a sus técnicos, ya que tendrán que cambiar de pestaña constantemente para obtener información detallada. Además de todo, obtener una visibilidad completa de toda su infraestructura es exagerado, por lo que encontrar una cura instantánea para un error operativo es casi imposible, puesto que la correlación de datos y la localización de la causa raíz del error pueden ser difíciles.


También hay que tener en cuenta que elegir una herramienta rica en funciones que se adapte a los requisitos de uno, no solo le quita la mitad de la carga de los hombros, sino que también ayuda a proteger su infraestructura de fallas operativas. Con esta información de por qué las operaciones de TI están ralentizadas y cómo resolverlas de manera eficiente, reconfigure su estrategia y mantenga su infraestructura libre de problemas para lograr una productividad óptima.


Firmado: Gladius Joseph, Product Consultant en ManageEngine



8 visualizaciones0 comentarios