top of page
  • Reclunautas

#RecluTips: Consejos de seguridad para proteger tus equipos estas vacaciones

La independencia que nos proporcionan los modernos móviles y portátiles tiene una parte no tan agradable. Y es que, dependiendo de nuestro trabajo, nuestros equipos nos acompañarán incluso en las vacaciones. Si te encuentras en esta situación, y te van a acompañar en tus días libres, pueden verse expuestos a determinados riesgos. En ese caso, te interesan estos sencillos consejos para mantenerlos a salvo y garantizar que están sanos y salvos a tu vuelta. Hemos preparado esta lista de consejos de seguridad para que todo esté de tu parte.


Por valioso que sea tu smartphone o portátil, seguramente son más valiosos los datos que almacena o a los que permite acceso con las claves que almacenas en él. Venimos de un pasado en el que lo caro, lo valioso, era el dispositivo. Y aunque a nadie le agrada perder o que le roben un equipo, en el fondo lo más valioso es lo que contiene, no el hardware en sí. Y por eso es fácil que nos preocupemos más por la seguridad física del dispositivo que por la seguridad de sus conexiones. Y es en las conexiones donde podemos tener la mayoría de los problemas, como verás en estos 8+1 consejos de seguridad.


Haz un backup antes de salir de viaje

Lo sé, lo sé, hacer copias de seguridad es muy aburrido. Pero piensa en lo que puede pasar, si pierdes los contenidos del móvil que «siempre están ahí». Haz una copia de las fotos en el servicio cloud de tu equipo (Google o Apple lo facilitan mucho) y, si puedes, en un disco duro externo que se quede en casa. En el caso de un portátil, haz un volcado de todas las carpetas con documentos, imágenes, vídeos y música.

Si tienes un cierto desorden, no te agobies, copia todas las carpetas sin dedicarle tiempo a filtrar si lo tienes o no en otro sitio. Ve de viaje y, a la vuelta, si no has tenido incidencias, guarda la copia en un cajón o bórrala. Ya ha cumplido su misión. Aunque te recomendamos que la guardes, mejor una copia antigua de seguridad que nada.


Ten siempre instalado y al día tu antivirus

Otro consejo «clásico» como el anterior que no puede faltar en una recopilación de consejos de seguridad. Pero no por sabido esto es menos cierto. Un antivirus emitirá señales de alarma ante actividades sospechosas en tu portátil. Y ese aviso temprano puede marcar la diferencia entre una molestia y una «tragedia digital». Yo, además, en los equipos que se conectan por WiFi o acceso móvil instalo siempre un monitor de actividad de red. De este modo puedo saber si algún proceso se está descargando algo a través de una carísima conexión móvil en el extranjero o si sucede algo que no debería. Cuestan poco dinero pero muy bien invertido (para Mac OS puedes usar iStat View o Little Snitch y Glasswire para Windows).


Actualiza tus dispositivos antes del viaje, y nunca en destino

Es muy común que los smartphones te avisen para que actualices el sistema cada pocas semanas. Si tienes pendiente hacerlo en el tuyo, aprovecha el momento. Y precisamente por este motivo no hagas nunca una actualización del software del terminal cuando viajes al extranjero. Deja las apps y el firmware como estén (salvo fuerza mayor). Podrías encontrarte con un terminal bloqueado por un problema en el proceso o, peor aún, ser víctima de un ataque de suplantación y actualizarlo con malware.


Protege tus equipos con una clave

Es incómodo para el día a día y no todo el mundo lo hace. Antes de un viaje tú sí lo harás. Protege todos los equipos con una clave tan segura como sea posible. De este modo si pierdes el equipo no deberían poder acceder a sus datos. Del mismo modo, desactiva la geolocalización en todas las apps si no es crítico para ti. Que nadie sepa viendo tu timeline en redes sociales que estás a 6.000 Km de casa durante varios días. Podrías crearte un problema de robos en tu hogar de la forma más tonta.


No te lleves equipos muy valiosos a un hotel

No sabes quién entrará en tu habitación cuando tú no estés. Si vas a llevarte equipos, piensa en lo que puede caber en la caja fuerte de la habitación, e intenta que todo lo que lleves quepa en ella. Si tienes un portátil peor, pero suficiente para conectarte de vez en cuando, mejor llévate este equipo de menor valor. Y aunque hayas protegido el acceso, piensa que si usas servicios de almacenamiento como Dropbox, Microsoft OneDrive o Google Drive, seguramente tengas instalado en tu ordenador una herramienta de sincronización que guarde una copia de estos contenidos en el disco duro. Y acceder a ese disco duro con herramientas especializadas es muy fácil. Piensa si merece la pena el riesgo.


No accedas a WiFis abiertas

Si te preocupa la seguridad, nunca, nunca, nunca accedas a una Wifi abierta en ninguna parte. No sabes a qué te estás conectando y, si lo haces, visita las webs que necesites pero no te loguees a ningún servicio con clave y contraseña. Aún así, es difícil evitar que el cliente de correo se conecte y exponga tu usuario y clave del email o que alguna sesión abierta del navegador lo haga. Ante la duda, no te conectes a ninguna Wifi abierta, pueden no ser lo que parecen.


Si 9 consejos de seguridad te parecen demasiados como para seguirlos todos, sólo con llegar hasta aquí estarás más que protegido. Es más, si lo llevamos al límite, posiblemente puedas limitarte a los cuatro primeros consejos de seguridad y a éste.


Consigue un acceso VPN si tienes que conectarte a servicios críticos (trabajo, bancos, etc.)

Esta opción parece excesiva para el común de los mortales, pero es un buen primer paso para evitar la mayoría de los problemas. Hay servicios VPN muy asequibles que, eso sí, debes llevarte configurado desde casa. Olvídate de hacerlo luego, ya de viaje. Si te fijas, la idea principal de todos estos consejos es que: no actualices el equipo fuera de casa, no te conectes a nada sospechoso y, si lo haces, que sea de forma segura. Actuando así evitarás muchísimos potenciales riesgos de seguridad.


No utilices equipos públicos para conectarte a ningún sitio con usuario y contraseña

En el fondo es similar al consejo n.5, no te conectes a nada que no controles. Y si un punto de acceso WiFi es sospechoso, ¡qué decir de un ordenador que no sabes cómo está configurado y protegido! Nunca te conectes a ningún servicio con usuario y contraseña desde un equipo público. Vamos, salvo emergencia, mejor no uses equipos así.


Si no lo necesitas, no te lo lleves

Este último consejo es una frase certera e impactante de Alan Brill, de la consultora de seguridad Kroll Associates: “If you don’t need it, don’t bring it,” esto es, «Si no lo necesitas, no te lo lleves» y se refiere tanto a los dispositivos como a los datos. Poco hay que añadir.


Esperamos que estos consejos de seguridad te ayuden a tener unas vacaciones más tranquilas. Y en caso de duda, fíjate en que casi todos no son más que el sentido común llevado al terreno técnico.




0 visualizaciones0 comentarios
bottom of page