• Reclunautas

#RecluTips para evitar la procrastinación y priorizar los que es importante

Sin duda los tiempos actuales requieren de un gran manejo de nuestro tiempo y clarificación de prioridades. Cada día tenemos miles de estímulos que proveen cientos de alternativas de a dónde podemos dirigir nuestra atención o dedicar nuestro tiempo.

Por esto es muy fácil que estemos siempre ocupados, pero sin avanzar en aquellas áreas, objetivos o sueños que son clave para nuestro éxito tanto personal como profesional. Esto puede ocasionar que nos sintamos agotados y a la deriva. Por eso considero súper importante conocer nuestras prioridades y evitar procrastinar en ellas, actuando de manera efectiva para conseguir nuestros objetivos. Abajo te comparto 4 consejos para lograrlo:


Identifica las áreas clave de tu profesión y evalúa continuamente como seguir mejorando Ten presente cuáles son las áreas clave en tu posición, aquellas áreas donde tu eres completamente responsable y en las cuáles si tu no lo haces, nadie más lo hará. Estas áreas clave generan resultados que son importantes para el trabajo de otros, por lo que si no los haces entonces la cadena de productividad se verá impactada. En el caso de las posiciones de liderazgo, el autor Brian Tracy habla que existen 7 áreas clave las cuales son: planear, organizar, contratar, delegar, supervisar, medir y reportar. Si no te sientes fuerte en alguna de estas áreas, identifícalo y ten objetivos claros para mejorar tu desempeño. Esta comprobado que tendemos a procrastinar aquellas actividades en las cuales no nos sentimos tan fuertes. Obtén retroalimentación de tu desempeño y dalo a los miembros de tu equipo. Sólo así podrán seguir mejorando y evitando que algunas cosas importantes de queden en el tintero.


Prioriza las actividades aplicando la regla del 80/20

Lo más importante de este consejo no es enfocarnos en atender el mayor número de actividades, sino enfocarnos en aquellas que sean más importantes. La regla del 80/20 está basada en el famoso principio de Pareto, el cual fue escrito por su fundador el economista Vilfredo Pareto, quien notó que las actividades económicas estaban sujetas a este principio. Es decir, que el 20% de las actividades producen el 80% de los resultados. Por lo tanto, enfócate en la importancia de las actividades y sus resultados y evita la tentación de atender los pendientes pequeños por el simple gusto de “tacharlos” y mejor dedica tu tiempo y energía a aquellas tareas que realmente harán la diferencia en tus objetivos. Con frecuencia estas tareas son más complejas, por lo que es tentador procrastinar, evítalo y enfócate en atenderlas de manera prioritaria.


Las 3 cosas más importantes Adicional a los dos puntos anteriores, otra manera de priorizar tu día o semana puede ser enfocarte en las 3 actividades más importantes, aquellas que mayor contribución harán a tu vida y tu trabajo. Tu habilidad de identificar estas tres tareas y luego enfocarte en hacerlas, será crucial para maximizar tus resultados minimizando el esfuerzo y tiempo dedicado. Esta regla la podemos aplicar tanto para metas anuales como objetivos semanales y del día. Puede ayudarte a mantener el enfoque y tomar acción inmediata para obtener resultados lo antes posible. Mientras más rápido obtengas los resultados, esto te motivará a seguir en acción y evitar la procrastinación en lo importante por distraerte con otras acciones.

Rompe grandes tareas en pequeñas actividades Con frecuencia evitamos aquellas actividades relevantes, por ser grandes responsabilidades que percibimos inalcanzables o agotadoras. Una manera es simplificar tus actividades o tareas, rompiendo una gran actividad o responsabilidades en pequeñas acciones, las cuales puedas ir haciendo poco a poco ya sea cumpliendo con el gran objetivo por capas o dedicar bloques de tiempo al proyecto e ir avanzando poco a poco. Cualquier camino que escojas, lo importante será que actúes y empieces a tener avances. Con tareas grandes, las pequeñas victorias y acción constante son claves para mantener la motivación y lograr los resultados que deseas. Sin duda el recurso más valioso que tenemos es el tiempo, por lo que una de las habilidades más importantes a desarrollar es evitar la procrastinación en aquellas áreas que son prioritarias tanto para tu vida laboral como personal. Identificar tus ambiciones y responsabilidades, así como las actividades clave, ¡puede cambiar tu vida, simplificándola y siendo más efectivo!


11 visualizaciones0 comentarios