• Reclunautas

#RecluTips de una aspirante a la que Jeff Bezos contrató en el acto

Un buen currículum, una buena preparación y una interesante trayectoria profesional son las mejores armas para conseguir un empleo. Pero todo puede quedar en nada si no acertamos con la entrevista de trabajo. ¿Cómo impresionar al reclutador?


Alguien que consiguió que Jeff Bezos la contratase en el acto está más que autorizada para hablar de eso, de cómo impresionar en una entrevista de trabajo. Es Ann Hiatt, una mujer que participó en el crecimiento de empresas como Amazon o Google.

Está considerada una figura clave de Silicon Valley. En 2006 entró en Goggle y allí estuvo doce años, como jefa de personal y socia empresarial ejecutiva. Pero antes pasó por Amazon, donde trabajó como socia empresarial ejecutiva de Jeff Bezos. El magnate de Amazon la entrevistó en 2002 y la contrató en el acto.

Celebramos nuestros fracasos porque son una oportunidad para aprender y mejorar"

Basándose en los cientos de entrevistas que ha realizado a lo largo de décadas de carrera, Hiatt ha escrito un artículo para CNBC con unos cuantos consejos para impresionar al instante a un reclutador de Recursos Humanos en una entrevista de trabajo:


Contar historias inolvidables de nuestras aficiones

Las personas que contraté o con las que trabajé en Google eran orgullosamente extravagantes. Tenían aficiones interesantes, conocimientos profundos y pasiones fuera de su trabajo. Pero, cuenta Ann Hiatt, no se limitaban a decir "me gusta ésto o aquello", sino que explicaban cómo había despertado ese interés (ese amor). Y lo hacían de forma atractiva, reflexionando. Recomienda que, sean cuales sean nuestras aficiones, contemos una anécdota o una experiencia sobre ello que el reclutador no vaya a olvidar.


Hablar de lo que no sabemos pero queremos aprender Un error frecuente es enfatizar en exceso las cosas en las que somos buenos. Esta experta en RRHH escribe que para ella "eso es una bandera roja" que le indica que a ese candidato "le gusta quedarse en su carril y jugar a lo seguro, en lugar de buscar nuevos retos". Por eso propone hablar en la entrevista de las áreas que nos interesa mejorar, de las habilidades que queremos desarrollar y de los objetivos que nos proponemos en el tiempo.

Utilizar palabras de trabajo en equipo Dice Hiatt que no hay manera de que un responsable de RRHH sepa si tenemos capacidad de trabajo en equipo, por mucho que lo digamos. Pero para ella en cuanto un candidato dice "yo" demasiadas veces es que puede distraerse fácilmente tratando de anotarse sus triunfos, no los del equipo. Por eso hay que destacar los éxitos del equipo y no sólo los personales (mejor "nosotros" que "yo"). Para la que fue ejecutiva de Amazon es una habilidad mucho más sofisticada y rara.

Hablar de las ideas que no han funcionado Cuenta en su artículo que Google es famoso por desechar rápidamente los proyectos que no funcionan desde un principio. "Celebramos nuestros fracasos porque son una oportunidad para aprender y mejorar", afirma Ann Hiatt. Según ella, en lugar de desanimados, los mejores empleados se sienten motivados por sus fracasos. De modo que nos aconseja compartir ejemplos de ideas que no funcionaron pero de las que aprendimos.

Más allá del puesto de trabajo, una visión de futuro Dice la que fue jefa de personal de Google que lo último que un directivo quiere oír es una repetición de la descripción del puesto al que aspira. Hay que mirar al futuro. "No estoy diciendo que se deba ir a la entrevista proponiendo un título de trabajo completamente diferente. Se trata de demostrar que tenemos una visión de cómo podría ser tu función dentro de uno o dos años", escribe Hiatt.



2 visualizaciones0 comentarios