• Reclunautas

#RecluTips de Jeff Bezos al nuevo CEO de Amazon para ser un líder productivo

A Jeff Bezos le gusta hablar de su propia vida como un 'business case', un caso de éxito que empieza cuando abandonó Wall Street para cumplir su sueño de abrir una librería online a mediados de los 90 y que, gracias a su perseverancia ante las adversidades, ha terminado convirtiendo en Amazon, el mayor operador de comercio electrónico del mundo. Ahora, a sus 57 años, quiere empezar a bajar el ritmo y, por eso, ha decidido dejar de ser el CEO de la compañía; el hombre más rico del planeta cederá el testigo en el tercer trimestre de 2021, aunque permanecerá como presidente ejecutivo. Una oportunidad de oro para Andy Jassy, el futuro CEO, y quienes le rodean de nutrirse de sus enseñanzas. Especialmente en tres áreas.

Productividad A Jeff Bezos le gusta perder el tiempo por las mañanas, al menos en términos de productividad. Como CEO de Amazon, durante las primeras horas del día, Bezos siempre ha preferido dedicarse a lo que los estadounidenses denominan 'puttering time', que viene a ser ese tipo de actividades sin importancia que nos llenan el tiempo libre; banalidades que nos permiten desconectar de todo y de todos, permitiéndonos simplemente conectar con nosotros mismos. Porque para el hombre más rico del mundo el tiempo libre es tan valioso (o incluso más) como para el resto de los mortales. De ahí que sea importante escoger y definir ese tiempo en el que no vamos a permitir que nada externo nos perturbe, ya sea haciendo yoga o viendo vídeos educacionales, como hace cada mañana Bill Gates. Según el libro que publicaba a finales de 2020 Walter Isaacson, 'Invent & Wander: The Collected Writings of Jeff Bezos', el fundador de Amazon afirma que perder el tiempo en términos de productividad es una actividad matutina que valora enormemente: "Me levanto temprano. Me acuesto temprano. Me gusta leer el periódico. Me gusta tomar café. Me gusta desayunar con mis hijos antes de que lleguen a la escuela". En realidad, se trata de una idea que soltó durante su intervención en el Economic Club of Washington en 2018, aunque se incluye en el nuevo libro. "Así que mi tiempo libre es muy importante para mí", añade, incidiendo en la importancia del descanso para rendir a máximo nivel el resto de la jornada.

Liderazgo Pero, además, el nuevo CEO de Amazon tendrá por delante tratar de igualar la capacidad de liderazgo de Jeff Bezos, centrada especialmente en su toma de decisiones. Se debe, principalmente, a su táctica para diferenciar entre las decisiones irreversibles y reversibles, es decir, distinguir aquellas decisiones que aún tienen una posible solución de otras que no. Además, en su opinión, es importante que los dirigentes estén enfocados en el futuro. "Ahora mismo, estoy trabajando en asuntos que se llevarán acabo en un trimestre que probablemente será en 2023, y eso es lo que debes hacer. Tienes que pensar en dos o tres años por delante", afirmaba Bezos en una ocasión. Otro síntoma del liderazgo es "tener mucho la razón". En una entrega de premios en 2016 explicaba que "las personas que tienen razón buscan desautorizar sus propias convicciones más profundas, lo cual es muy poco natural para los humanos. La mayoría de los humanos, a medida que avanzamos en la vida, somos muy selectivos en las opiniones que dejamos filtrar en nuestro ser y nos gusta observar solo las pruebas que confirman nuestras creencias preexistentes". Por eso, una decisión tan simple como escuchar a un empleado que propone una idea con la que estás en contra, como hizo Bezos en los inicios de Amazon, puede significar que la productividad se duplique en solo un mes.

Transparencia Por último, la transparencia es clave para Bezos. "Trato cada problema que escucho de un cliente como una oportunidad para mejorar", explicaba en otra ocasión. Así que, quien quiera contactar con la persona más rica del planeta, tan solo tiene que enviar un correo electrónico a la siguiente dirección: jeff@amazon.com. "Veo muchos de los correos que me envían y utilizo mi curiosidad para seleccionar algunos", aunque, reconoce que la mayoría de los correos están relacionados con fallos de su compañía: "Por lo general, esa es la razón por la que la gente nos escribe, porque de alguna manera hemos arruinado su pedido". Porque Bezos afirma tomarse todos los correos en serio. Así, si recibe una queja sobre un defecto, pide a alguno de los equipos que haga un estudio del caso y averigüe la causa principal o los distintos factores que puedan afectar, y, posteriormente, realizar los arreglos que sean necesarios para resolver el problema. Con este proceso, cuando arregla uno de los problemas planteados por los clientes no solo lo está arreglando para ese cliente, lo está resolviendo para todos los demás usuarios: "Ese proceso es una parte gigantesca de lo que hacemos. Si tengo un pedido fallido o una mala experiencia del cliente, lo soluciono de ese modo" para descartar otros fallos similares.



12 visualizaciones0 comentarios