• Reclunautas

#EsTendencia Los retos de implementar la red 5G a nivel mundial

Desde hace varios años, los principales operadores de telecomunicaciones a nivel mundial, fabricantes de tecnología inteligente y las principales empresas de equipos de red están trabajando y colaborando en el desarrollo de la tecnología de red 5G.


Si bien la madurez tecnológica y comercial de la 5G se prevé para finales de este año, algunos expertos consideran imprescindible tomar en cuenta una serie de iniciativas regulatorias y de innovación que permitan experimentar las oportunidades de la red en todo el mundo. Esto con el fin de lograr en los próximos años, la adopción de estándares, identificar casos de uso, experimentar con las tecnologías y desarrollar los ecosistemas correspondientes.


​Los conflictos comerciales entre países como Estados Unidos y China, afectan una competencia que puede ser benéfica para los consumidores. Por otra parte, el potencial aislamiento de algunas empresas desarrolladoras de redes 5G puede tener consecuencias negativas para la conectividad entre países.


Mientras que la administración de Barack Obama, durante sus últimos años, buscó poner este tema, así como el del espionaje industrial, en la agenda bilateral con el gobierno chino, el gobierno de Donald Trump ha vetado la participación de ciertas marcas en ámbitos tecnológicos, argumentando riesgos a la seguridad nacional y adoptó una postura más agresiva hacia su contraparte china, con el fin de lograr concesiones en materia comercial y de seguridad regional.


A pesar de presiones políticas por parte de la administración Trump a países que siguen haciendo negocios e implementado tecnología con compañías chinas, la red 5G sigue avanzando en todo el mundo.


Por ejemplo, el gobierno noruego ha decidido conservar todas las opciones de partners y dejar de lado la prohibición sobre los equipos chinos de 5G, tal y como lo solicitó el país norteamericano. Por su parte la administración americana ha insistido en una posible amenaza a la seguridad cibernética de los países, debido al origen de los equipos y una supuesta relación con agencias de defensa e inteligencia.


Otro caso es Portugal, donde Estados Unidos presionó al gobierno para que no utilice tecnología china. Al respecto, los portugueses han declarado ser capaces de tomar sus propias decisiones en la materia. 


En una entrevista con el Diario Expresso, George Glass, embajador del país del norte en Lisboa, admitió que Portugal es víctima del conflicto comercial Estados Unidos-China como parte del “campo de batalla” en Europa, donde uno de los frentes de conflicto es la nueva tecnología.


Portugal tiene previsto trabajar con China en la distribución de la señal de radio.


El mercado de telecomunicaciones necesita que, durante los próximos años, se desarrollen prácticas innovadoras para el desarrollo de ciudades, campus y empresas inteligentes, para integrar las TIC a la industria y ofrecer soluciones adaptadas a cada situación, con el fin de generar valor para los gobiernos y empresas.




2 visualizaciones0 comentarios