top of page
  • Foto del escritorReclunautas

#EsTendencia Domestika despedirá a casi la mitad de su plantilla en España

Hace unos días OpenAI publicaba un estudio avisando de que sus chatbots con modelo de lenguaje por Inteligencia Artificial ChatGPT y posteriores tenían potencial para acabar con millones de empleos. Pues bien, sus efectos ya comienzan a notarse, no solo en Estados Unidos, si no también aquí: la empresa de cursos online Domestika despedirá al 45% de la plantilla en España. ¿El motivo? La automatización de procesos usando inteligencia artificial como ChatGPT, o eso dice la empresa.

Como recoge La Vanguardia en declaraciones de los representantes de los trabajadores, la empresa estadounidense se encuentra en fase de negociación de un ERE con su matriz española, en la que trabajan 198 personas. Según los representantes de Domestika, este recorte afecta al 45% de la plantilla, es decir, dirán adiós a 89 personas que trabajan en la filial Dmstk SL.

Estos despidos afectan única y exclusivamente a la filial dedicada a la formación y no a su otra filial, especializada en creación de contenidos. Este matiz es importante porque ya el año pasado Domestika dio de baja a cien personas en España, procedentes de ambas filiales.

Adiós, personas. Hola, robots

La explicación de esta decisión es directamente los procesos automatizados por la inteligencia artificial: "El contexto macroeconómico actual está provocando recortes en todo el sector tecnológico pero nosotros también estamos directamente perjudicados por la automatización de procesos de las nuevas aplicaciones de inteligencia artificial, como ChatGPT".

El motivo esgrimido por la empresa es importante, habida cuenta que el artículo 51 del Estatuto de los Trabajadores marca que para poder ejecutar un ERE es requisito que los despidos estén justificados por causas económicas, técnicas, organizativas o de producción. Entre los motivos se encuentran "cambios en los medios o instrumentos de producción o […] sistemas y métodos de trabajo del personal”.

Porque el plan de Domestika pasa por sustituir a parte (un porcentaje pequeño respecto al total, de hecho) de esas personas por inteligencia artificial. Así, de esas 89 personas que ya no trabajarán para Domestika, 22 realizaban servicios de traducción, algo que desde este momento pasará a ser tarea de aplicaciones de machine translation.

Otras nueve personas que hasta ahora se dedicaban a crear contenido de marketing perderán su empleo en favor de una inteligencia artificial generativa. Pero habrá algo de mano humana: serán dos personas las encargadas de supervisar el trabajo de los textos generados por la IA.

El cambio de escenario desde la pandemia por un lado y la coyuntura económica por otro están haciendo estragos en las empresas tecnológicas: Amazon lleva varias rondas de despidos en los últimos meses, Google hace lo propio y además con unas formas muy poco humanas. Los despidos masivos también han llegado al sector tecnológico en Europa con grandes como Accenture echando a la calle a 19.000 personas. Otro ingrediente más que se une para aderezar la ya de por sí complicada situación del sector son los efectos de la inteligencia artificial y su automatización y startups como Domestika apuntan a ser la primera de muchas.




14 visualizaciones0 comentarios

Comments


bottom of page